Libretux Social

Tras 20 días en prisión, queda en libertad la anarquista acusada de quemar una furgoneta de la Guardia Urbana en las protestas por el secuestro de Pablo Hasél.
Ni la estatura ni la morfolofía coinciden con la acusada, según un rotundo informe de su abogada.
Ahora se reconoce un atestado erróneo de los moSSos, y ha dejado en evidencia como ni el juez ni el fiscal han pasado los filtros necesarios para verificarlo, han dado validez directamente a dicho informe erróneo, cometiendo, posiblemente, prevaricación.

Luego en España no hay presos politicos...
replies
0
announces
5
likes
4